Buscar:
   
   




Saber del mundo

Última actualización [05/02/2007]


Lee la investigación completa

De vino a desinfectante





Ángel Rivas

UNION EUROPEA
Se llega a pagar 1.66 euros por galón de vino a los productores, aproximadamente la quinta parte del precio normal al consumidor

Si sobra vino en casa puede usarse para limpiar la plata... o quizá lo mejor sería esperar a que se convierta en vinagre. Sin embargo los excedentes de la sobreproducción que hoy tiene Francia distan mucho de tener estos usos.

Desinfectantes o aditivos de gasolina. En eso se ha transformado el vino en aquel país. Y es que los bodegueros franceses han optado por dar estos exóticos usos a su producción para sobrevivir a la crisis que ha dejado grandes sobrantes de este líquido y la necesidad de venderlo por debajo del precio normal.

La Unión Europea ha aprobado esta nueva medida en la que se destilan miles de millones de botellas de vino bebible en alcohol, el cual después es usado para producir desinfectantes y aditivos para gasolina.

Es bien sabido que Europa vive una crisis en el consumo de vino, el cual ha venido bajando paulatinamente. Además, los países vinícolas de este continente enfrentan una fuerte competencia de productores del Nuevo Mundo, como Australia, Chile, Sudáfrica o Estados Unidos.

Gilles de Longevialle, quien representa a un grupo de viticultores de Beaujolais, aseguró que todos pensaban que la crisis era pasajera, pero ahora ven que ha llegado para quedarse.

"Antes se destilaban los vinos del diario, ahora incluso los de buena calidad también son ''hervidos'' en grandes cantidades".

El director de la Destilería Beaujolais, Philippe Terrollion, ha mandado recoger 8.7 millones de litros de vino sin embotellar para destilar, cantidad suficiente para llenar 125 albercas.

Con fondos de la Unión Europea y autoridades locales se llega a pagar 1.66 euros por galón de vino a los productores, aproximadamente la quinta parte del precio normal al consumidor. En 2005 se destilaron 2 mil 800 millones de litros.

Para muchos expertos en economía, la medida no llega a la raíz del problema. Incluso hay un nuevo plan de la Unión Europea en el que se ha sugerido eliminar casi el 10 por ciento de viñedos de ese continente en los próximos cinco años.

De eliminarse viñedos, los favorecidos serían países emergentes como China o India, donde incluso bodegas francesas ya han posado los ojos. Esta medida podría aplicarse en el 2008 y muchos productores españoles, franceses e italianos se han unido en su contra.

Las razones de la crisis
Estas medidas han sido para mitigar la crisis del vino en el viejo continente. Las importaciones de vinos del Nuevo Mundo ocupan el 70 por ciento del mercado del vino en naciones como Irlanda, mientras que en el Reino Unido el mayor proveedor ha pasado de Francia a Australia.

"En Francia creíamos que éramos los más grandes e intocables", dijo Louis-Fabrice Latour, líder de la bodega Louis Latour en Borgoña.

Los hábitos de consumo han cambiado, ya que en 1980 tanto italianos como franceses consumían casi 5 mil millones de litros (cada uno) y para el 2005 sólo registraron 3 mil 28 millones (cada uno).

Otra de las razones que han originado el bajo consumo son las severas leyes francesas que no permiten mezclar el alcohol y conducir.

Antes el vino se consideraba como un producto de la dieta básica de un francés, al igual que el queso y el pan, y ahora ya es un producto de lujo.

En 1960 se tomaban 3.1 litros de vino de cualquier calidad al año y ahora son 1.4 litros pero de mucho mejor calidad, comentó Michel Baldassini, líder de la asociación de viticultores de Borgoña en Francia.
Ciudad de México (15 diciembre 2006)

FUENTE: Reforma/Buena Mesa/Artículos
http://www.reforma.com/buenamesa/articulo/718401/
default.asp?plazaconsulta=reforma&
DirCobertura=suplementos/buenamesa

 






El adicto codependiente y el codependiente adicto
Efectos psicológicos del alcohol
¿Es bueno el alcohol para la salud?



 


Más Publicaciones