Buscar:
   
El alcoholismo aumenta el riesgo de depresión y no a la inversa



Estudios epidemiológicos han mostrado que el abuso o dependencia del alcohol se asocia con depresión mayor, sin embargo, no se ha aclarado hasta el momento cuál de los trastornos es el causante del otro o si existe un factor de riesgo genético o ambiental de un mayor riesgo de ambos

 

Madrid (6-3-09).- El abuso del alcohol podría aumentar el riesgo de depresión al contrario de lo que señalan las teorías que plantean el consumo de alcohol como una automedicación de los individuos con depresión, según un estudio de la Universidad de Otago en Christchurch (Nueva Zelanda) que se publica en la revistaArchives of General Psychiatry.

 

Los investigadores, dirigidos por David M. Fergusson, recopilaron datos de un estudio sobre salud y desarrollo de 25 años de duración. Analizaron una muestra de 1.055 participantes nacidos en 1977 fueron evaluados de ambos trastornos de los 17 a los 18 años, de los 20 a los 21 y de los 24 a los 25 y contestaron a cuestiones sobre su estilo de vida y factores demográficos.

 

Entre los 17 y los 18 años, un 19,4 por ciento de los participantes reunía los criterios de problemas de alcohol y el 18,2 por ciento de depresión mayor; el porcentaje ascendía al 22,4 por ciento entre los 20 y 21 años para este trastorno de la salud mental; y entre los 24 y 25 años, un 13,6 por ciento de ellos reunía los criterios de abuso del alcohol y un 13,8 por ciento los de depresión mayor.

 

En todas las edades, el abuso o dependencia del alcohol se asociaba con un mayor riesgo de depresión mayor, aquellos que reunían todos los criterios de abuso o dependencia del alcohol eran 1,9 veces más propensos a completar todos los criterios de depresión mayor.

 

Los investigadores evaluaron tres modelos que podrían adaptarse a los datos: uno en el que la depresión y el alcoholismo tenían una asociación recíproca, uno segundo en el que los trastornos del alcohol causaran la depresión y un tercero en el que la depresión provocara la dependencia al alcohol.

 

Según los autores, el análisis sugiere que el modelo que mejor se adapta a los datos es uno en el que existe una asociación unidireccional del abuso del alcohol con la depresión pero no un efecto inverso de la depresión con el alcoholismo.

 

Los científicos explican que los mecanismos que subyacen a tal asociación no son claros, sin embargo, se ha propuesto que este vínculo podría surgir de procesos genéticos en los que el abuso en el consumo del alcohol actúa para desencadenar los marcadores genéticos que aumentan el riesgo de depresión mayor. Además, investigaciones posteriores sugieren que las características depresoras del alcohol podrían conducir a periodos de abatimiento entre los alcohólicos.

 

Los vínculos causales también podrían incluir un mayor riesgo de depresión debido a circunstancias vitales estresantes ocasionadas por los problemas por abuso de alcohol, incluyendo temas sociales, financieros y legales.

 

FUENTE:
 Azprensa/Noticias

http://www.azprensa.com/noticias_ext.php?idreg=40642

 

Derechos reservados © MMVII Fundación de Investigaciones Sociales, A.C.
Dirección: Av. Ejército Nacional No. 579, 6º Piso, Col. Granada, Delegación Miguel Hidalgo, C.P. 11520, México, D. F.
Teléfonos: 5545-6388, 5545-7027, 5545-7216 y 5545-9981

Aviso Legal